Estrategias de búsqueda


Conocer el ciclo de compra de tu producto es uno de los factores a los que hay que prestar más atención antes de iniciar cualquier tipo de estrategia de marketing, y por supuesto, de marketing online. Gracias a esta información serás capaz de posicionar tu producto o servicio en función de las necesidades e tus clientes en cada momento, lo que te colocará, sin duda en un lugar privilegiado en las SERP. Pero sobre todo, darás una experiencia a tu usuario extraordinaria.


¿Cómo utilizamos los buscadores?


Para entender como interferir en este proceso, debemos saber cómo llegan los productos a nuestros clientes, o nuestros clientes a lo productos. Uno de los canales más apetitoso son las búsquedas en internet, que se producen en una cantidad tan elevada a lo largo del día que parece imposible clasificarlas. Sin embargo Jim Jansen, profesor del Penn State’s College of Information Sciences and Technology, y su equipo analizaron cerca de 1,5 millones de búsquedas de internautas y consiguieron clasificarlas en 3 grandes grupos.


1- Búsquedas Informacionales. Se trata de las búsquedas dirigidas a encontrar datos. (80% de total).


2- Búsquedas de Navegación. Son las búsquedas destinadas a encontrar un sitio web en la red. (10% de total).


3- Búsquedas Transaccionales. Son las búsquedas cuya finalidad última es la de hacer una compra o realizar una transacción. (10% de total).


Este estudio pionero en el campo del comportamiento humano en las búsquedas, es clave para entender cómo debemos presentar nuestro producto, ya que nos va a permitir clasificar las intenciones del usuario.


¿Solo importan los buscadores en mi estrategia de marketing?


Hasta que no llevas tiempo en el mundo del posicionamiento web, no te das cuenta que las estrategias de búsqueda son solo una parte de la estrategia de marketing. Es uno de los puntos más relevantes, pero no es el único.


Hay dos formas de que los usuarios lleguen a nuestro producto o servicio, que ellos tomen la iniciativa y lo busquen voluntariamente, se trata de las denominadas estrategias PULL.


O que seamos nosotros los que vayamos a buscarlos, de una forma intrusiva, las estrategias PUSH. La correcta combinación de ambas será la que nos lleve al éxito o al fracaso.


El buscador es el Rey del PULL, pero no reina solo


El trabajo del SEO es conseguir que nuestros productos dominen la SERP, y en un mundo ideal, el marketing de búsqueda sería con toda seguridad el objetivo número 1 de cualquier estrategia. Es el medio más efectivo, mejor aceptado y más barato.


El problema es que conseguir que tu producto o servicio sea encontrado, depende también de otros medios. Antes de buscar hay que enseñar, nadie busca algo que no conoce. Generar imagen de marca con búsqueda únicamente es imposible.


Ciclo de compra y estrategia de búsqueda. Un cocktel ganador


1- Fase Durmiente (tipo de búsqueda informacional).


El usuario no conoce nuestro producto. Debemos intentar darlo a conocer con estrategias mayoritariamente de PUSH, (banners, email marketing, tv…). Podemos usar las búsquedas para generar interés, despertar cierta curiosidad.


2- Fase Pensante (tipo de búsqueda informacional).


Estamos en un estadio superior que en la fase anterior. Quizá ya sepa que existe ese producto, sin embargo aún no se ha preguntado si le puede ser útil. En esta fase, el grueso de nuestros esfuerzos debe estar de nuevo en el PUSH, no obstante, nuestra estrategia de búsqueda debe ir encaminada a intrigar un poco más, a que el usuario se atreva a dar ese primer paso. Conseguir una primera toma de contacto.


3- Fase Conociendo (tipo de búsqueda informacional).


Ya “le suena” nuestro producto y están interesados en saber más. Hay que seguir con las estrategias de PUSH, pero el usuario muestra “cierta voluntad e interés”. Ha llegado el momento de que en las búsquedas que realice le enseñemos lo que busca.


4- Fase Comparando (tipo de búsqueda informacional más específica y de navegación).


Estamos ante la oportunidad de salir cuando buscan nuestro producto de una forma consciente. El cliente sabe lo que es, lo conoce y necesita convencerse de que es útil para él.


5- Fase de Compra (tipo de búsqueda transaccional).


El cliente necesita el último empujón. Sabe que existe, lo ha visitado, nos conoce. Necesita un motivo para decidirse a hacer la transacción. Las estrategias PULL al poder.


Esperamos que haya sido un artículo que os ayude a entender cómo influye el ciclo de compra en el marketing de búsqueda y por lo tanto el trabajo del SEO. Todo sobre el mundo del posicionamiento en buscadores en Zuzuvecha.

Categorías: SEO

0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.